EL HUECO SECRETO

El viejo toril tiene una segunda vida, ya no alojará el toro del pueblo, pero seguirá siendo un edificio de servicio público, generando simiente para nuevas ideas y proyectos que nacerán en los próximos meses.

Ha sido necesario reformar el edificio para adaptarlo a sus nuevas funciones, y las obras se han dilatado durante mucho tiempo para poder instalar tejado y ventanas nuevas y rejuntar la vetusta fachada de piedra con un aislamiento adecuado.

Los viejos edificios de piedra ofrecen multitud de oportunidades para los pequeños animales, sirviendo de refugio y lugar de anidamiento entre sus oquedades.

Con la reforma, el viejo toril ha perdido los huecos secretos donde anidaban los pájaros, así que no hemos querido olvidar a sus anteriores inquilinos y hemos instalado una caja nido diseñada para pequeños páridos.

Los carboneros y herrerillos tienen ahora un ático a estrenar en la zona más exclusiva del edificio, a salvo de la lluvia, la nieve y los vientos del norte y con unas magníficas vistas.

Ojalá se acerquen esta primavera a compartir su lugar de cría con nosotros. No hay nada más inspirador que ser testigos del enorme esfuerzo de estos pajarillos por sacar a adelante la pollada del año.

Comparte:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Últimas noticias

EL HUECO SECRETO

El viejo toril tiene una segunda vida, ya no alojará el toro del pueblo, pero seguirá siendo un edificio de

Leer más »

DESEOS DE REYES

La noche de Reyes es una noche mágica llena de deseos que siempre se espera con ilusión. La montaña leonesa

Leer más »